domingo, 14 de septiembre de 2008

Quiero ser una princesa de cristal

He decidido que quiero adelgazar. Sí como lo leéis. ¡Quiero adelgazar!

No me gusta mi apariencia física, así que necesito que me ayudéis a adelgazar.

Había pensado iniciar una dieta estricta. Disminuir del todo la ingesta de hidratos de carbono, lípidos y proteínas. Dedicarme solo a los yogures desnatados, fruta modificada genéticamente para que sea carente de azúcares naturales y todo tipo de artículos light.

Sin embargo mi voluntad es débil y se que no sería capaz.

Así pues pensé en una segunda manera. Más rudimentaria. Menos sutil. Pero igual de efectiva. Vomitar.

Es sencillo. Como todo lo que quiero y después lo vomito todo.

Tiene un ligero problema. Por un lado no me hace ninguna ilusión meterme dos dedos en la boca pudiendo erosionar el tejido traqueal. Tampoco me entusiasma pensar que se me va a deteriorar el esmalte dental, creando unas dolorosas caries a largo plazo. Aparte de que, claro, eso implique tener que visitar el cuarto de baño hasta tres veces al día.

Es decir, esa opción tampoco era válida.

Así que pensando, pensando he llegado a la conclusión. Ya se que necesito. Dolor. Necesito dolor. Quiero aplicar a mi método de adelgazar un reflejo condicionado. El que todos conocéis: el reflejo de paulov.

Es decir, cada vez que tenga ganas de comer. Lo que sea. Alguien tendrá que darme una patada en los cojones. Sé que dolerá. Que no me gustará. Pero conseguiré el objetivo.

Solo cuando mis testículos tengan el tamaño de los cojones del caballo de Espartero, será cuando el hecho de pensar en algo de comer haga que asocie el dolor a la comida, evitando así comer y por tanto engordar.

¿Soy un genio a que sí?

La pregunta es. ¿Merece la pena tanta agonía por una figura más o menos estética? Sinceramente, creo que no.Agonía: No todo el dolor es ganar

Y es que somos seres racionales. Tenemos una vida por delante. No la destrocemos antes de tiempo.

Esta es una iniciativa de Posiciona Contra La Anorexia que he conocido gracias a los blogs de Belén y El murmullo de las cucarachas. Os animo a pasaros por el link.

Como vereis, hoy he añadido una imagen que claramente no es mia. Pertenece a una fantastica web de desmotivadores. Por supuesto si con ello infrinjo algún derecho de propiedad intelectual, pido mis disculpas y procederé a retirarla

8 comentarios:

Luna Carmesi dijo...

La razón se pierde con la obsesión...

Un abrazo a esta gente que sufre esa enfermedad...

:-/

Los Caballos de Troya dijo...

La mejor forma de adelgazar o de mantener en tu estado, es siempre hacer algo de deporte casi cada día. Empezando por lo más básico que es andar. Dos o tres kilómetros. No son muchos.

O si no, seguir la dieta de la CLM
Comer La Mitad de lo que te den.

Con lo bello que es un cuerpo con curvas, bien completo y encajado... y lo feo que es ver un cuerpo huesudo, sin ningún sitio donde agarrarte...

MiMundo dijo...

...hay algo peor que no querer ver?...¡NO VER!...las personas que viven algun desajuste de estos...simplemente no ven...no es que no quieran...por ello, cualquier ayuda es poca...un abrazo...

Belén dijo...

Bueno, la verdad es que mirado así, la posición de la anorexia es bastante flaca, sin duda...

Y si, lo has hecho bien, eso si, no seré yo la que te de la patada en los huevos jajajaja

besicos

CalidaSirena dijo...

Estoy viendo, que eres un poco drástico en tus medidas para adelgazar, y no se te ha ocurrido simplemente no dejar de comer, pero comer cosas más sanas y bajas en calorías??, jajajaja.
Besotes princesa de cristal

Sylvie dijo...

un cigarrillo en un ojo, un hierro candente por el culo...

vamos, que opciones hay miles...pero agonías pa qué?...si con correr, todos los kilos se espantan!!!!!!! (tendrían que enseñarles los beneficios del deporte a las anoréxicas).

besitos.

María dijo...

Para bajar kilos lo más saludable es hacer una dieta equilibrada, eso dicen los médicos, no es que lo diga yo jaja, lo que yo digo ahora es que es muy difícil hacerla, porque ... ¿quién se puede resistir a la tentación del chocolate? ¿y a los dulces? ¿a los helados? ¿a una buena paella etc? aysssssss Boticcario que difícil es adelgazar, aunque mira yo he tenido gastroenteritis, y por un lado me ha venido bien porque un kilo sí he adelgazado jajaja, si antes pesaba 67 kilos ahora me he quedado en 66 jaja, aunque me gustaría pesar 64, por lo que me quedan 2 kilos pendientes a ver qué hago para perderlos.

De todas formas, el bienestar y la felicidad no se mide con los kilos, esto tan sólo es superficial, lo importante es la personalidad de cada uno y el valor moral interior.

Un beso, guapo.

senovilla dijo...

Una gran iniciativa blogosférica, yo te enseñaría a TENER UN CUERPO ESBELTO, pero veo que sigues tu propia dieta.

Saludos Cordiales.